Now Playing Tracks

Apreciar las cosas.

Me impresiona mucho el simple hecho de ver a la gente quejándose de que solo te das cuenta de lo que tenías cuando lo pierdes y mucho más cuando esa pérdida es culpa de la propia persona que se está quejando.

Si tan importante era para ti eso que perdiste, ¿Por qué lo dejaste ir? ¿Por qué lo separaste de tu lado? Muy sencillo, mi querida cobaya, lo separaste por tu propio egoísmo.

Es igual que cuando a un niño se le compra un juguete; al principio el niño no va a dejar de usarlo, tras un tiempo usándolo lo dejará, al cabo del tiempo lo retomará y luego finalmente lo desechará por completo. Tras desecharlo si ve a alguien acercándose a ese juguete o le ve que es inaccesible volverlo a poseer sufre una rabieta.

Las personas de las que hablo son como unos niños pequeños pero con una gran diferencia, el juego que hace el niño pequeño es casi involuntario y no hiere a nadie mientras que el juego que realizan estas personas puede herir a su “juguete” o a ellas mismas.

Tras eso posiblemente quieras recuperarlo pero hay un leve problema, estimado infante, tu juguete puede que ya pertenezca a otra persona o que se haya roto de tales usos que le has dado.

Usted, lector, ¿Está en el caso de las personas que repudian o son sorprendidas por este egoísta comportamiento o, por otra parte, es parte de esos infantes de cuerpo adulto que no saben que hacer por sí mismos?

Mi consejo es muy sencillo y según cuales de estos tres roles ocupes daré mi veredicto:

"Apreciado juguete, abre los ojos y enfréntate a la realidad, tu amo ya te ha abandonado una vez ¿Qué te dice que no vaya a abandonarte otra? Pasa de página en esta historia y vuélvete autónomo o busca un amo que te aprecie."

"Infante de cuerpo adulto y egoísta, empieza a aprender a pensar en los otros y en buscar un compañero de juegos, no un juguete del que deshacerte cuando no te interese."

"Estimado lector que comparte mi opinión, llénese de paciencia ante semejante espectáculo y gracias por haber gastado parte de su tiempo en mi."

Att:                                                                                           S. Hakase

Una duda existencial.

Pensé que no volvería a usar esto, pero posiblemente pronto vuelva a utilizarlo.

Tengo una duda existente en mi cabeza, si os extienden una impoluta mano y os dicen “sígueme”, ¿Has de hacerle caso a esa voz? ¿Has de ignorarla? ¿O simplemente has de matarla?.

En esta situación me veo ahora, tengo todas esas opciones mas no sé cuál es la más correcta pero es algo que no debo tomar a la ligera.

Si me pongo en pie con ayuda de esa inocente mano, ¿Volveré a ser el mismo? No lo creo, el paso que di no tiene vuelta atrás.

                                                                                       S. Hakase

Vaya…

Es bastante interesante, mientras yo creía haber observado a la perfección a cierto sujeto acabo de asombrarme al ver la realidad.

Creí que todo había acabado, que al fin el sujeto descansaría en paz y estas sucias manos, podrían relajarse un poco de su ajetreado trabajo; nada más lejos de la realidad.

Al parecer ese sujeto, posible difamador; no desapareció del todo; ha vuelto a resurgir apoyado en un nuevo nombre.

Estimado ser, afronte lo inevitable, usted no es más que un conejillo de indias al que la sociedad devorará; si no lo ha hecho ya; y convertirá en alguien más del montón, en un ser vulgar cuya simple existencia es un estorbo.

¿Mi consejo? Desaparece escoria.

Sujeto de Pruebas II (2)

Vaya, parece que el diagnostico acertado es y la cura una de las posibles.

Tu, mi ratita de laboratorio, ¿Cuando comprenderás que el mundo completo es parecer? ¿Qué todo son palabras? ¿Qué los actos es lo único que importa? ¿Qué las palabras escritas de poco sirven? ¿Qué una persona puede ocultar la verdad con una simple sonrisa infame? ¡Oh, sí, infame como todos vosotros, mis sujetos!

¿Alguien te ha herido? ¿Te ha mentido? ¿Ha actuado de una forma opuesta a la que ese él que conociste habría actuado? ¡Pardiez!, Daos cuenta de qué ese ser que conocisteis fue por palabras y las palabras fácilmente pueden ser una fina red de mentiras bien confeccionada para actuar de barrera y llegar a lo más profundo de tu corazón, si es que no careces de él, para luego a la mínima de cambio salir bruscamente dejando un vacío inmensurable que ni los más tóxicos fármacos pueden llenar.

¿Han acaecido los hechos demasiado rápido? Acéptalos, tu eres un observador mas no luchas contra ese universo α, te sometes a él.

¿La receta? Aislarse del mundo, desaparecer de él o eliminar a aquellos que sobran.

Att:                                                                                       S.hakase

Todos ven el mundo pero pocos lo observan.
¿Qué es el mundo? Un lugar en el que convivimos, pasamos nuestros días, nos divertimos, conocemos gente y nos enamoramos; o eso diría alguien que simplemente ve el mundo.
El mundo es un lugar, hasta ahí coincido con los que lo ven, pero es un lugar en el que reina la competencia.
¿La competencia? Sí, todo el mundo intenta superar a los de su alrededor haciendo uso de las más rastreras artimañas jamás vistas solamente para que el propio sistema que nos rige certifique que él es mejor o más útil para la sociedad  que el resto, ¿Convivir? Poca convivencia veo en este mundo en el que solo ansías el poder aún a costa de los derechos y el estado de otros.
Pasamos nuestros días, bien cierto es, aunque ahora podríamos dividir el mundo en dos universos por así llamarlos: El universo α y el universo β.
El universo α es la cruda realidad, que pocos aceptan tal y como es y que por eso tienden a formarse otra realidad alternativa. Bien cierto es que en este universo puedes “hacer amigos”, “divertirte” y “enamorarte” pero todo esto es muy relativo.
El universo β es particular cada individuo, es un conjunto de sus fantasías aplicadas a la realidad; es decir, un “mundo” que comparte todas las características del universo α pero le añade esas fantasías alterando así la realidad o suavizándola. De esta forma se puede afirmar con certeza la existencia de amigos, diversión y amores.
Pero, ¿En qué se diferencian un ojo que observa la realidad y otro que simplemente la ve?
El ojo que ve percibe el universo α y le aplica el universo paralelo β llegando a un punto en el que confunde ambos universos o antepone el universo β al real.
El ojo que observa percibe perfectamente el universo α y no le aplica un segundo universo paralelo; cierto es que un observador puede tener un universo β en su mente pero no se deja guiar por él, se guía por las realidades del universo α.
Entonces la definición de mundo que daría un observador es la siguiente: Es un lugar donde la gente compite hiriéndose unos a otros, se miente para poder facilitar la traición, la diversión existe mas puede ser falsa y ser solamente un medio para captar tu atención y lanzarte una ofensiva, los amigos existen pero en una proporción tan baja que debes mantenerte en guardia en cualquier momento y el amor… el amor es un medio que tienen para poder matar a tu psique dejando así solo tu soma.
Por todo quiero entregaros mi consejo, no amargarse por la cruda realidad, someterse a ella y seguir los mismos principios que los otros, no, mi consejo es el mero hecho de aprender a observar el mundo separando así la realidad de los deseos, saberse defenderte ante ella y si caes ponerte en pie sin dudarlo para no darle a nadie el gusto de mostrar tu derrota.

Att:                                                                                            S.Hakase
Zoom Info
Camera
Nikon COOLPIX S3000
ISO
200
Aperture
f/4.3
Exposure
1/30th
Focal Length
8mm

Todos ven el mundo pero pocos lo observan.

¿Qué es el mundo? Un lugar en el que convivimos, pasamos nuestros días, nos divertimos, conocemos gente y nos enamoramos; o eso diría alguien que simplemente ve el mundo.

El mundo es un lugar, hasta ahí coincido con los que lo ven, pero es un lugar en el que reina la competencia.

¿La competencia? Sí, todo el mundo intenta superar a los de su alrededor haciendo uso de las más rastreras artimañas jamás vistas solamente para que el propio sistema que nos rige certifique que él es mejor o más útil para la sociedad  que el resto, ¿Convivir? Poca convivencia veo en este mundo en el que solo ansías el poder aún a costa de los derechos y el estado de otros.

Pasamos nuestros días, bien cierto es, aunque ahora podríamos dividir el mundo en dos universos por así llamarlos: El universo α y el universo β.

El universo α es la cruda realidad, que pocos aceptan tal y como es y que por eso tienden a formarse otra realidad alternativa. Bien cierto es que en este universo puedes “hacer amigos”, “divertirte” y “enamorarte” pero todo esto es muy relativo.

El universo β es particular cada individuo, es un conjunto de sus fantasías aplicadas a la realidad; es decir, un “mundo” que comparte todas las características del universo α pero le añade esas fantasías alterando así la realidad o suavizándola. De esta forma se puede afirmar con certeza la existencia de amigos, diversión y amores.

Pero, ¿En qué se diferencian un ojo que observa la realidad y otro que simplemente la ve?

El ojo que ve percibe el universo α y le aplica el universo paralelo β llegando a un punto en el que confunde ambos universos o antepone el universo β al real.

El ojo que observa percibe perfectamente el universo α y no le aplica un segundo universo paralelo; cierto es que un observador puede tener un universo β en su mente pero no se deja guiar por él, se guía por las realidades del universo α.

Entonces la definición de mundo que daría un observador es la siguiente: Es un lugar donde la gente compite hiriéndose unos a otros, se miente para poder facilitar la traición, la diversión existe mas puede ser falsa y ser solamente un medio para captar tu atención y lanzarte una ofensiva, los amigos existen pero en una proporción tan baja que debes mantenerte en guardia en cualquier momento y el amor… el amor es un medio que tienen para poder matar a tu psique dejando así solo tu soma.


Por todo quiero entregaros mi consejo, no amargarse por la cruda realidad, someterse a ella y seguir los mismos principios que los otros, no, mi consejo es el mero hecho de aprender a observar el mundo separando así la realidad de los deseos, saberse defenderte ante ella y si caes ponerte en pie sin dudarlo para no darle a nadie el gusto de mostrar tu derrota.

Att:                                                                                            S.Hakase

Una conversación

  • Sujeto de pruebas ϴ:

    Wolap.

  • S.Hakase:

    Malas.

  • Sujeto de pruebas ϴ:

    ¿?

  • S.Hakase:

    ¿?

  • Sujeto de pruebas ϴ:

    ¿Qué has dicho?

  • S.Hakase:

    Malas, eso he dicho.

  • Sujeto de pruebas ϴ:

    ¿Y por qué?

  • S. Hakase:

    ¿Y por qué no? ¿A caso hay que alegrarse lo mas mínimo por las cosas de este mundo? ¿Por todas esas mentiras? ¿Por toda la hipocresía existente? ¿Por todas esas traiciones y puñaladas? ¿Por esas sentencias que no se llegan a ejecutar? ¿Por esas promesas muertas? ¿Por esos sueños negados? Si hay que alegrarse por todas ellas entonces bien, me alegro, buenas.

Observación del sujeto de pruebas II (1)

Parece que I te ha hecho algo; ¿Te encuentras herido?¿Dolorido?¿Deseas cambiar?

Ahora quieres respeto pero, ¿Cómo vas a conseguir algo que no eres capaz de entregar?, todo aquel que no sigue tus creencias; aunque tu digas aceptar las suyas, rápidamente lo descartas de tu lista de fidedignos.

¿Corazón? ¿Ese músculo que bombea la sangre? Técnicamente puede más que le cuerpo ya que sin él el cuerpo muere, ¿Cómo sentido metafórico? ¿Eso existe? Si alguna vez existió en mi siento decir que sometido a pruebas se halla y ya no volverá o al menos no podrá ser lo que era, ¿Tú tienes?, ¡Pardiez! No me hagas reír  careces de corazón al igual que de piedad o sentido de la pena.

¿Mi diagnóstico? Vas a padeces una angustia plena y tu intento de obtener respeto va a ser en vano, ¿Cura? La muerte.

Att:                                                                                          S.Hakase.

To Tumblr, Love Pixel Union